Madrid: 918 779 692 info@prakmatic.com

Como ya os indicamos en nuestro artículo Principales tipos de ataques informáticos el conocido como DdoS, o ataque de denegación de servicio, es otro de los potenciales ataques que pueden sufrir las empresas por parte de los ciberdelicuentes. Vamos a ver en qué consiste y cómo se puede evitar.

ataque DdoS

¿Qué es un ataque Ddos?

Un ataque de seguridad de denegación de acceso al servicio llamado también DdoS (por sus siglas en inglés Denial of Service) es un ataque a un sistema de red que consigue que el servicio sea inaccesible a los usuarios.

Los ataques DdoS consiguen la pérdida de conectividad de la red, al consumir el ancho de banda de la red de la víctima, sobrepasando los recursos de conectividad del ancho de banda por sobrecarga de los recursos.

Un ataque de este tipo satura el acceso mediante una multitud de flujos de información, consiguiendo la sobrecarga del servicio y la caída del mismo. Se trata de una técnica utilizada por los piratas informáticos para poner fuera de servicio un servidor objetivo.

En la actualidad es complicado que una única fuente de tráfico pueda conseguir que los ataques DdoS puedan ser efectivos contra cualquier plataforma o servicio de internet gracias a las medidas de protección implementadas. Aún así el ataque DdoS puede ser muy efectivo si se produce un gran flujo de información desde varios puntos de conexión hacia un único destino utilizando una red de bots, una serie de dispositivos preparados para atacar de manera coordinada.

¿Cuánto cuesta llevar a cabo un ataque DdoS?

Los ataques de DdoS son muy populares por su bajo coste y su sencillez, accediendo a la Dark Web se puede encontrar decenas de páginas que ofrecen servicios de ataque por muy poco dinero. Incluso como si de un servicio de telefonía se tratar se ofrecen diversos planes de ataque dependiendo de si la web atacada está protegida o no y la duración del ataque.

Los riesgos de sufrir un ataque DdoS en tu empresa

El daño causado por un ataque DdoS sobre tu empresa puede ser más duradero de lo que podemos imaginar. Además del tiempo de parada del sitio web, el daño a la reputación y la insatisfacción generada a los clientes, el ataque también puede alcanzar el sistema interno de la empresa.

Cualquier empresa con una presencia online puede ser un objetivo potencial, un sistema operativo no protegido es tan vulnerable como el sitio web externo y cualquier ataque puede detener un negocio. En Prakmatic somos expertos en seguridad TI, llámanos y te ayudaremos a proteger tu negocio