Madrid: 918 779 692 info@prakmatic.com

El buen estado de la información, es una de las mayores preocupaciones que debe de tener toda empresa que se precie. La información es importante, tanto para el propio funcionamiento interno de la empresa, como para no exponerse ante posibles demandas en el caso de extraviarla. Precisamente por esto, se buscan toda clase de medidas de seguridad que puedan proteger dicha información y para ello, una de las mejores es la del cifrado.

Por qué cifrar la información de la empresa

¿Para qué sirve el cifrado?

La principal finalidad del cifrado es ofuscar la información a través del uso de técnicas criptográficas. De esta forma, los datos resultarán ilegibles para todos aquellos que no tengan la clave del descifrado y, por lo tanto, nunca podrán hacerse con el mensaje.

El cifrado es una técnica muy eficaz de poder transmitir información comprometida a través de soportes móviles, ya que, aunque se pueda detectar la información, no se debería de poder descifrar, por lo tanto, todos los datos que se puedan obtener, resultarán inútiles si no se conoce la propia clave.

Para cifrar la información, podemos hacer uso de una herramienta criptográfica. El uso es bastante sencillo y básicamente lo que estaremos haciendo, es ocultar la información sin alterar ni un ápice de la misma, para todos aquellos que consigan verla pero que no dispongan de la clave.

Por otro lado, el cifrado de la información es algo bastante sencillo de hacer, que se encuentra incorporado en una buena cantidad de páginas y de aplicaciones. Siempre que se transmiten toda clase de contraseñas o datos por la red, estos quedan cifrados para garantizar la protección del usuario.

Cifrar la información de nuestra empresa, servirá para que a pesar de tener una falla de seguridad en el sistema y que alguien haya accedido a nuestra información, no le sea útil para nada y de esta forma, jamás pueda sacar partido de la misma.

En definitiva, el cifrado es una de las soluciones más sencillas y eficaces que podemos utilizar en nuestra empresa, sin tener que depender de enrevesados sistemas de protección de datos.