Madrid: 918 779 692 info@prakmatic.com

Uno de los temas que más preocupan hoy en día a muchas empresas, es el ransomware.  El ransomware es una especie de secuestro virtual, en donde el infractor, el hacker, consigue acceder al servidor de la empresa y logra restringir el acceso a los datos de la misma. De este modo, ningún usuario de la propia empresa puede acceder a dicha información, por lo que para restaurar la funcionalidad de la misma, el propio hacker solicita un pago a modo de rescate.

Cómo proteger del ramsonware a las empresas

Este tipo de secuestro virtual cada vez es más frecuente entre las grandes compañías y en términos de datos, estamos hablando que durante estos dos últimos años se han reportado más de 80.000 ataques, una cifra bastante alarmante.

Tomar medidas de seguridad frente al ramsonware

Para prevenirnos de estos ataques, es importante tener en cuenta algunos factores en cuanto a la seguridad de nuestra compañía. En primer lugar, se recomienda tener todos los software de la compañía actualizados. De esta forma, conseguiremos que estos sean menos vulnerables y estaremos en cierta medida algo más protegidos de lo normal. Por otro lado, también es importante contar con una estructura clara en nuestros datos de cara a agilizar el proceso de los mismos en el caso de contar con un ataque.

Por otro lado, una copia de seguridad siempre es necesaria y para ello, lo recomendable es tenerla en un dispositivo ajeno a la propia información, como un disco duro externo, fuera del sistema, de forma que el hacker no tenga manera de acceder al mismo. En caso de secuestro, siempre podremos recuperar nuestros datos almacenados en dicha copia.

Además de esto, también es importante segmentar la información, de cara a no tener todos los datos importantes en el mismo lugar, de cara a que si se produce un secuestro parcial, no hayan sido capturados todos los datos importantes.

Por último, es importante tener entrenado a nuestro equipo de trabajadores, ya no solo para que puedan evitar dichas amenazas, si no también para saber como actuar en el caso de que se produzcan, teniendo en cuenta un protocolo de rescate que llevar a cabo, en el caso de que nos veamos afectados por dicha amenaza.